La preocupación no nos quita los problemas de mañana pero si nos quita la paz de hoy.

Habéis notado cuanto tiempo del día podemos dedicar a pensamientos y emociones de preocupación? Fíjate al transcurrir el día de hoy y seguramente quedarás sorprendido.

Las preocupaciones no solucionan nuestros problemas… pero si nos privan de disfrutar el presente.

Cuando notes que estés preocupado, en ese mismo instante haz un esfuerzo consciente de cambiar tus pensamientos a unos positivos.

Usa las afirmaciones que más te ayuden como… “Todo está bien en mi vida” … “Todo fluye perfectamente” … “Soy feliz y estoy en paz” …

Recuerda que tus pensamientos afectan tus emociones y que también atraemos a nuestra vida lo que pensamos!

Un abrazo xxx

Para ver mensajes de inspiración como éste síguenos en Facebook/Lacalmarelax y Twitter/lacalmarelax.